Rubén Blades “Mi Experiencia de otros”

En alguna ocasión Gabriel García Márquez aseguró que a  través de la música popular era posible producir canciones con mucha Literatura.  Un ejemplo de ello es que Gabo admiraba la letra de “Pedro
Navajas”, canción de Rubén Blades.

Éste creó la canción “Ojos de perro azul”, inspirada en un cuento del Nobel. Además escribió “GDBD.
gente despertando bajo dictaduras”, cuento que, como canción, formó parte del álbum Buscando América.
Otro literato que marcó a Blades fue el autor de El extranjero
, Nobel de Literatura en 1957. El compositor dice: “A los 18 años leí a Albert Camus; su implacable honestidad y valor intelectual me cambiaron para siempre.

Esta semana el panameño inició su gira por México acompañado por  Roberto Delgado Salsa Big Band. En CdMx se presentaran los días 16 y 17 de mayo en el Teatro Metropólitan.

Sin pandilla ideológica
En 1973, la dictadura militar del Cara de Piña obligó a Rubén Blades (Panamá,1948) a interrumpir sus estudios de leyes. “Hubiese sido un abogado de no ser porque mi familia se vio forzada a salir del país
por presiones del entonces coronel Manuel Antonio Noriega”, expresa.

A sus 25 años partió de Panamá hacia Estados Unidos: “Llegué a Florida y de allí fui a Nueva York, donde encontré trabajo en el  departamento de correos de Fania Records, el más grande sello disquero de salsa de la época”. y lo demas es Historia.

Blades, quien esta semana estrenó su álbum Medoro Madera, dice: “La salsa es una creación de Nueva York que tiene un antecedente rítmico y estructural cubano. Hoy no solo se presenta como una manera de diversión y escape, sino también sirve para ilustrar y documentar la experiencia del latino en las ciudades del mundo”.

A Blades le ha gustado experimentar con otros tipos de música; así, por ejemplo, en los últimos años interpretó ritmos de Uruguay y Argentina y lanzó el álbum Tangos, en el que dio un giro a varios de sus temas. También interpretó varios de ellos con Wynton Marsalis en varios conciertos con la Jazz at Lincoln Center Orchestra.

Sobre esas experiencias explica: “Las letras que escribo tienen una mayor oportunidad de ser escuchadas y de provocar pensamientos cuando se interpretan bajo géneros más reflexivos. Escuchen ‘Juana
Mayo’, que grabé con Son del Solar, y compárenla con la versión en tango”. Asimismo, asegura que un músico no debe encasillarse en un género si tiene la capacidad para contribuir en otros.

“Soy un ciudadano al que le repugnan la corrupción, la mediocridad y la falta de altruismo de  muchos políticos”. Añade que no pertenece a “pandillas ideológicas” ni se somete a imposiciones dogmaticas o doctrinarias: “Creo que la verdad puede ser procurada sin tener que acomodarla  desprestigiadas por la realidad”.

Valeria Guatecatl

 

 

 

About The Author

Related posts

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *